La corta y azarosa vida de Piti Fajardo

Comparte
piti-y-panchita
Piti y Panchita.

La vida de Manuel Fajardo Rivero (Piti) fue azarosa incluso antes de nacer el 8 de noviembre de 1930. A su madre Francisca Rivero Arocha (Panchita) le resultó complejo el embarazo por las limitaciones físicas, que ponían en peligro su existencia ante el deseo de traer un hijo al mundo. Pero Panchita, doctora de profesión, prefirió el riesgo.

“La lógica indica que una mujer que se juega la vida por su única descendencia, tienda a sobreprotegerla. Pero ese no fue el ejemplo de Panchita”- reseña el historiador de la ciudad de Manzanillo Daniel Rodríguez Verdecia- “Piti se educa al calor de esa madre que lo adoraba pero se encargaba de su formación y educación para convertirlo en hombre de bien”.

[pullquote] Fidel: “Fajardo cumplió su deber, lo cumplió en la guerra como médico y soldado, lo cumplió en la paz y en el corazón de los primeros 500 niños de la Ciudad Escolar Camilo Cienfuegos. El nombre de Manuel Fajardo Rivero será siempre recordado como lo que fue: médico, maestro y soldado, un revolucionario consecuente con su profesión e ideas políticas”[/pullquote]

Así surge un joven, de notable inteligencia y valores humanos, apasionado de los deportes y la medicina. “Tanto él como su madre logran alcanzar un puesto de credibilidad en la sociedad manzanillera en una época marcada por el machismo  y los prejuicios raciales”

Fajardo vence la Universidad Médica con un expediente ejemplar y egresa como especialista en cirugía, profesión que ejerce en su ciudad natal  junto al también médico René Vallejo, quien ya poseía su propia clínica llamada “La Caridad” y no tardó en responder al llamado de los “barbudos” en la Sierra Maestra al que también se suma Piti.

¿Cuál fue la reacción de Panchita al saber la decisión de su hijo de pelear junto a Fidel?

 “Panchita al enterarse de ese compromiso revolucionario de su hijo, lo apoya y se une a la causa de la Revolución Cubana”.

piti-y-fidel

¿Cómo estrechan vínculos Fidel y Piti en la Sierra Maestra?

“Fidel tenía conocimiento de lo que hacían Piti y Vallejo en “La Caridad”, que se había convertido en un hospital de campaña, de respaldo a las acciones combativas de la Sierra. Tal ejercicio le da al Jefe de la Revolución la confiabilidad de que está en presencia de hombres que se lo juegan todo por la causa que él dirige”

Piti ocupó importantes responsabilidades cuando al triunfar la lucha armada en Cuba (1ro de enero de 1959) es designado Director del Hospital Civil de Manzanillo y más tarde Director del Hospital Militar de Santiago de Cuba.

Por la confianza ganada entre los líderes revolucionarios, inaugura la primera unidad con 500 Camilitos y se convierte en el médico de cabecera de Fidel Castro cuando el Comandante en Jefe sufre una afección respiratoria.

Poco tiempo después es nombrado Jefe de Operaciones en la lucha contra bandidos y se le encomienda limpiar el área del Escambray de elementos contrarrevolucionarios y dirigió las acciones de captura de la banda del traidor Manuel Beatón, en las cuales fue mortalmente herido.

En el Escambray
En el Escambray

La muerte de Piti Fajardo el 29 de noviembre de 1960, causó un hondo pesar en los líderes de la Revolución Cubana.

Sus restos mortales fueron traídos desde Trinidad al camposanto manzanillero y ante la tumba Fidel expresó:

“Fajardo cumplió su deber, lo cumplió en la guerra como médico y soldado, lo cumplió en la paz y en el corazón de los primeros 500 niños de la Ciudad Escolar Camilo Cienfuegos. El nombre de Manuel Fajardo Rivero será siempre recordado como lo que fue: médico, maestro y soldado, un revolucionario consecuente con su profesión e ideas políticas”

Junto a Fidel Castro.
Junto a Fidel Castro y  René Vallejo.
Con niño en la zona del Caney. y
Con niño en la zona del Caney.
Funerales de Pito Fajardo.
Funerales de Piti Fajardo.
El Pito adolescente.
Piti adolescente.
Funerales de Pito Fajardo.
Funerales de Piti Fajardo.

Valia Marquínez Sam

Periodista del Canal Golfovisión, Manzanillo, Granma.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *