Los Alazanes emprenden hoy difícil travesía

Comparte

carlos-marti-santosLos Alazanes de Granma emprenden hoy una difícil travesía frente a los Cocodrilos de Matanzas,  en las semifinales de la 56 Serie Nacional de Béisbol, temporada 2016-2017.

La selección que dirige el manager Víctor Mesa Martínez ha sido la más sólida en todo el campeonato, con record de victorias para una campaña de 90 juegos (70-20), por lo que los granmenses tendrán que superar otra gran barrera si pretenden igualar o mejorar el tercer lugar histórico que consiguieron en la serie 1988-1989.

Ciertamente, los Alazanes llegaron a esta campaña sin ningún compromiso. El equipo quedó desmembrado por las salidas del país y las contrataciones de Alfredo Despaigne Rodríguez, en Japón, y Roel Santos Martínez, en la Liga Can-Am. Solo tres jugadores regulares habían jugado temporadas completas con anterioridad a esta.

Aunque no se diga, Granma es la revelación en este torneo. Y ahora le toca intentar destronar a un club se ha formado con los beneficios de su gestión individual (jugadores varias provincias en todo el campeonato) y las oportunidades igualitarias establecidas por la Comisión Nacional para reforzarse.

¿Podrán los granmenses dejar en el camino a Víctor y su constelación de jugadores? Si aplicamos la lógica, los yumurinos salen como favoritos para avanzar rumbo a la discusión del título de Cuba. Pero cuidado, Martí Santos ha sabido conformar un grupo competitivo a tal punto que en estos momentos puede presentar un line up regular con siete jugadores con experiencia en equipos nacionales.

Por lo pronto echemos un vistazo a las particularidades de cada conjunto de cara a esta confrontación.

Fortalezas de los Cocodrilos

Cinco series consecutivas en pos temporada: los yumurinos llegan hasta aquí con mayor experiencia en play offs al ubicarse entre los cuatro primeros en la 51 SNB (3ro), 52 (2do), 53 (2do), 54 (3ro) y 55 (3ro). Granma ha estado en la play offs de la 51 (4to), 54 (4to) y 55 SNB (7mo).

Mejor balance de victorias y derrotas en las últimas seis campañas: el dominio de los matanceros es a razón de dos triunfos por un fracaso en este período, por lo que acumulan 24-12. En esta campaña aventajar 8-4 a los granmenses.

Sólida ofensiva: su ofensiva es arrolladora. En la etapa regular batearon para 330 de average colectivo (3039-1003), con 167 tubeyes, 24 triples, 65 jonrones y astronómico por ciento de embasado de 414. Muy superior a la propuesta de los Alazanes (291 AVE / 141 2B / 28 3B / 41 Hrs / 376 OBP).

Sólido pitcheo abridor: a sus abridores le batearon para 250 AVE; lanzaron para 2,74 PCL, acumularon un WHIP de 1,26, poncharon a 303 rivales y regalaron solo 144 bases.

Debilidades

Defensa: Su cobertura de campo tiene grandes lagunas, sobre todo el ala izquierda del infeld: Jefferson Delgado (3B) y Yurisbel Gracial (SS), cometieron nueve pifias cada uno y 951 y 954 AVE, respectivamente.

El bullpen: aunque sumaron al zurdo Liván Moinelo Pita, su pitcheo de relevo no luce sólido. En la clasificatoria 3,62 de efectividad, con un elevado WHIP de 1,51. Además, le batearon para 272 de AVE, poncharon a 190, pero regalaron 150 boletos.

Urgencia de ganar un campeonato: como factor subjetivo pesa mucho sobre Matanzas la urgencia de ganar un título en la pelota cubana, sobre todo en una campaña en la que implantaron record en victorias, con 70 y 20 derrotas.

Fortalezas de los Alazanes

Defensa impecable: los granmenses cometieron 70 errores en 90 partidos, a razón de 0,78 por juego, y defendieron para 980 AVE, cifra record para una selección local en campeonatos cubanos.

Plus ofensivo para la pos temporada: la entrada de Alfredo Despaigne Rodríguez le aporta poder y liderazgo; además, los refuerzos Yunior Paumier Oliva y Yordan Manduley Escalona le también mejoran la ofensiva y solidifican la defensa.

Lanzador líder: cuentan con el lanzador Lázaro Blanco Matos, el mejor serpentinero de esta campaña y el más ganador en las últimas seis Series nacionales.

Buena rotación abridora: la entrada de Noelvis Entanza González redondeó la rotación abridora y propició que Yanier González Rodríguez y Leandro Martínez Figueredo fortalecieran el bullpen.

Sin compromisos: como factor subjetivo los Alazanes llegan hasta aquí después de lugar sin presión durante toda la temporada. Clasificaron tras romper todos los pronósticos, pues pretemporada nadie los incluyó entre los ocho primeros equipos.

Debilidades

Poder: carecen de bateadores de poder como en otras oportunidades, por lo que el aporte de Despaigne será clave.

Quinto bate: no se vislumbra un bateador capaz de asumir con eficiencia la función de cubrir a Despaigne, salvo que Carlos Martín Santos introduzca cambios revolucionadores en el tradicional line up que presentó hasta aquí.

Dificultades para ganar los juegos cerrados: perdieron 21 partidos por diferencias de uno o dos carreras.

Ibrahín Sánchez Carrillo

(Buey Arriba, Cuba, 1969)Licenciado en Periodismo, Universidad de Oriente, Santiago de Cuba (1995). Reside en Bayamo, Cuba.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *