Encontremos el agujero negro, antes que te trague

Comparte
Foto: Maylenis Oliva

No es fácil decir que hay gente nuestra, cerquita cerquita, que quiere hacerle un agujero negro a la vida de los demás.

Claro que hemos pasado tiempo pasándole la mano a muchos. Llamándole la atención al chiquito que sale bien vestido de la casa, pero, que regresa de la escuela con el uniforme hecho un desastre.

A Julito, que por nada habla bajo, y ahora  que ya sabe bien repite todas aquellas palabras gordas que le enseñaron en el barrio, como si fuera una gracia, cuando daba los primeros pasos.

Y Rosita, ni se diga. ¿Niña cuántos novios tienes? -Mami tengo cinco…. Y luego no queremos que sea ……

Que el mal viene de fondo.

Dejamos de pedir permiso. Pusimos a toda voz la radio, el equipo de música, la grabadora…Y ahora, ya no podemos oírla  sin que nos acompañe toda la cuadra.

Y así las cosas se van complicando. -¡Niño saluda!…-! Déjalo, déjalo… él es muy tímido!…

Mañana, ni buenos días dice en casa, y menos va a despedirse, dar gracias o pedir permiso. -Eso es de antes-, espeta el baby. -Yo no estoy pa`eso-,  reclama  con voz descompuesta.

Se fueron del aire todos los buenos modales. Se burla de los viejitos, maltrata a sus mayores, agrede a los amigos…Es que cuando chiquito no le gustaba prestar los juguetes. ¿Y ahora quién es?

A ese nivel de faltas se le está saliendo al paso. Las indisciplinas sociales, el delito y las ilegalidades es un flagelo mortal que subyace bajo un manto de ojos piadosos con que todos queremos mirar a nuestro entorno, sin querer abrir la Caja de Pandora.

Nos causa a unos, terror. A otros pena, otros parece no percatarse de que a esta altura, con esa educación que decimos tener, todavía hay mucha gente que se lance palabras como guijarros, y estremezcan de impotencia a personas comunes.

Así de necesario es dejar   abierta esta Caja, ahora para todas las miradas, y sacar de su seno las maldades.

No es posible ya convivir con tanto ruido, escuchar palabras picantes, tener que mirar a los se exhiben a medio vestir en plena vía, de tratarse como prehistóricos, y tener delante a otros, impasibles,   que se apropian de lo que no es suyo.

Trata de que el asunto también sea tuyo, enfréntalo, es necesario unirse para derrotar la indisciplina social, usted también puede comenzar.

Marisela Presa Sagué

Licenciada en Periodismo en la Universidad de Santiago de Cuba, Redactora Reportera de Prensa de CMKX Radio Bayamo, Cuba. Colaboradora habitual de CNC TV Granma. Residente en la ciudad de Bayamo, está interesada en la labor de las Redes Sociales y fue fundadora del Sitio Digital CMKX Radio Bayamo. Ha sido conductora y directora de programas informativos y entre sus temas predilectos están las ciencias, la política y los temas de gobierno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *