Celebran en Río Cauto el 60 aniversario de la liberación del territorio

Comparte
Actividad recreativa con niños de la comunidad. / Foto: Leigzip del Carmen. 

Con el objetivo de celebrar el aniversario 60 de la emancipación del pueblo de Río Cauto, desarrollarán un programa de actividades políticas, recreativas, deportivas y culturales.

Yenisel Rodríguez Rosabal Comunicadora de la Dirección Municipal de Cultura refirió que la jornada diseñada desde el 13 y hasta el 16 de diciembre la dedican además al 150 aniversario de las gestas independentistas.

La especialista significó que entre las actividades por la conmemoración se encuentran exposiciones fotográficas y de libros relacionados con Fidel, además de recitales de poesía y presentación especial de la Banda municipal de Concierto.

Así mismo los pobladores y visitantes disfrutarán además sw bailables con el órgano Perlas del Cauto, la orquesta Banda Turquino y los grupos Son del Barrio, Convergencia y Café Exclusivo.

Se suman a las actividades la conferencia sobre la presencia de Fidel en Río Cauto que realizarán en la mañana del 14 de diciembre en el museo José Nemecio Figueredo del municipio y la exposición de artesanos en el portal del restauran El Corderito.

Así mismo vario investigadores ofrecerán un panel titulado La identidad de la Nación Cubana.

El 15 de diciembre, día del aniversario de la liberación,  a las 8 de la mañana realizarán en la plaza de la cultura el acto municipal donde se expondrán los principales logros del territorio.

Los pobladores de este municipio, el de mayor extensión territorial de Granma, vivieron los dos últimos meses de 1958 en situaciones muy difíciles por la permanencia del Ejército batistiano, a ellos les llego a faltar agua y alimentos.

Los rebeldes que merodeaban la zona primero ocuparon Cauto del Paso, luego las Mil Nueve, la parte sur y posteriormente Cauto Embarcadero y Guamo.

El día 13 de diciembre, los rebeldes, tirotearon el cuartel principal ubicado en la cabecera municipal y apagaron algunas luces del alumbrado público.

Gerardo Hernández Silva, uno de los protagonistas de la gesta, usó la estrategia de aumentar–verbalmente-el número de sus efectivos para aterrar al enemigo.

Esta idea propició que los esbirros decidieran abandonar el poblado en la madrugada del 15 de diciembre con rumbo a la Sal y Veguita, en el actual municipio de Yara.

Ese día se hicieron realidad las ansias de libertad de los riocautenses, cuando huyeron, cobardemente, los soldados que permanecían en el cuartel.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *