Granma muy atenta al Caracol Gigante Africano

Comparte
Caracol gigante africano

Especialistas de la agricultura, higiene, medicina veterinaria, salud pública, educación y las ciencias entre otras instituciones de Granma continúan las acciones de prevención en todo el territorio ante la propagación del Caracol Gigante Africano en el Oriente del país.

El grupo de trabajo constituido en el territorio para enfrentar la presencia de este molusco, indicó que esta especie invasora apareció en Cuba en 2014, y alertó sobre la proximidad territorial del Caracol Gigante Africano al detectarse en la provincia de Santiago de Cuba, por lo cual se intensifican en Granma las acciones para su identificación y exterminio.

Los especialistas puntualizaron en la necesidad de que la población adquiera conocimientos y asuma el riesgo de la posible presencia de esta especie invasora que puede trasmitir diversas enfermedades al ser humano.

Procedente del África, el Caracol Gigante Africano está incluido en la lista de las cien especies exóticas invasoras más dañinas a nivel mundial debido a que se alimenta de varios cultivos como cítricos, coco, plátano, arroz, hortalizas, plantas ornamentales, es altamente resistente a variables ambientales y tiene un alto potencial reproductivo que favorece su dispersión.

Además el Caracol Gigante Africano puede servir de huésped de nemátodos del género Angyos-trongylus de importancia médica y veterinaria, causantes de meningoencefalitis eosinofila y angios-trongilosis abdominal.

Su dispersión puede originar impactos negativos en la salud de los animales, de las personas y en la biodiversidad.

El Caracol Gigante Africano puede encontrarse en jardines, patios, sembrados, basureros, área agrícolas urbanas y suburbanas, y su presencia ha de ser inmediatamente informada a las autoridades de salud.

El Caracol Gigante Africano es una especie terrestre, cuya concha de forma cónica, de color marrón, con bandas longitudinales marrón clara y oscura, puede alcanzar hasta los 20 centímetros de largo.

En su época reproductiva puede llegar a depositar unos 100 huevos de una sola puesta, a una profundidad de 25 centímetros enterrados en la tierra.

Cuando se determine su presencia debe ser manipulado con manos enguantadas o rodeadas de un nailon, para no entrar en contacto con los parásitos alojados en los tejidos fibromusculares y en las secreciones de baba de este caracol, tras su manipulación debe realizarse el lavado minucioso de manos y brazos con agua y jabón.

Los especialistas que integran el grupo de trabajo para el enfrentamiento al Caracol Gigante Africano, en su última reunión, explicaron que esta especie tiene hábitos nocturnos y se desplaza a razón de metro y medio al día, y que es usual encontrarlo en la noche o en hibernación si no le agrada el clima.

Especialistas del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente de Granma, expusieron que este Caracol constituye además una amenaza para las especies endémicas del territorio, donde existen 10 áreas protegidas con ejemplares únicos en América y el mundo.

Marisela Presa Sagué

Licenciada en Periodismo en la Universidad de Santiago de Cuba, Redactora Reportera de Prensa de CMKX Radio Bayamo, Cuba. Colaboradora habitual de CNC TV Granma. Residente en la ciudad de Bayamo, está interesada en la labor de las Redes Sociales y fue fundadora del Sitio Digital CMKX Radio Bayamo. Ha sido conductora y directora de programas informativos y entre sus temas predilectos están las ciencias, la política y los temas de gobierno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *