Un uno por ciento para beneficio de todos

Comparte

La aplicación en el municipio de Bayamo de la contribución territorial para el desarrollo local, facilita el acceso del consejo de la administración a montos financieros. Conocida como la contribución del 1 % este programa ha permitido al gobierno municipal contar con cuotas de dinero, que se adicionan a lo asignado a este como parte del presupuesto, con cuyos montos ha sido posible respaldar programas de alta repercusión social en la capital granmense.

El ajetreo es constante por estos días en esta área de la calle 16 del reparto Rosa La Bayamesa de la capital granmense, sitio donde se construye un complejo gastronómico que facilitará un conjunto de servicios a la población de ese lugar.

Según explicó Mabel Aliaga, subdirectora de inversiones en la Dirección Municipal de Gastronomía en Bayamo, el proyecto incluye un ranchón, parrillada, dispense para la venta de cervezas, y 10 kioscos para el expendio de alimentos ligeros.

El complejo gastronómico da respuesta a uno de los principales planteamientos de las personas de la zona en los procesos de rendición de cuentas del delegado ante sus electores, ya que las personas tenían que trasladarse hasta el centro de la ciudad, distante de este reparto, a recibir esos servicios que ahora tendrán cerca de sus hogares, comentó.

La ejecución de este proyecto forma parte de las acciones que el gobierno municipal ha podido enfrentar a partir de la contribución para el desarrollo local, conocida como la contribución del 1 %.

Por ciento de soluciones propias

Se trata de una de las acciones que el gobierno municipal ha podido enfrentar a partir de la contribución para el desarrollo local, prevista en la ley no 113 del sistema tributario, y hecha por las entidades enclavadas en el territorio a partir de sus ingresos.

Conocida como la contribución del 1 % esta posibilidad ha permitido a los gobiernos contar con cuotas de dinero, que se adicionan a lo asignado a ellos como parte del presupuesto, con cuyos montos ha sido posible respaldar programas de alta repercusión social, precisó Misael Espinosa Arias, director municipal de Finanzas y Precios.

El dinero recaudado como parte de esa contribución, de las entidades, para el desarrollo local también ha sido decisivo para preservar instituciones y espacios emblemáticos de la urbe, entre ellos el museo casa natal de Carlos Manuel de Céspedes, y la icónica Plaza del Himno, este último sitio donde se realizara el estreno popular de la canción más sublime de la nación, resaltó Espinosa Arias.

De igual forma el sector del Comercio y la Gastronomía se oxigena hoy con este financiamiento. La reparación del Guajiro Natural, y la compra de equipos y mobiliarios para las unidades de la rama, asi lo acreditan, agregó el directivo.

El listado comprende igualmente, dijo, la construcción de la avenida de los Alazanes, la mejora de paradas de ómnibus, y minindustrias para la producción local de materiales de la construcción.

La intención es que el financiamiento se ubique donde pueda tener un mayor impacto social, y en aquellos sectores que inciden directamente en la economía.

Sin dudas este programa de contribución territorial significa, para el gobierno municipal, la posibilidad de encarar muchos problemas de la población que antes se les escapaban de las manos, así como de trazar las pautas de su desarrollo.

Darelia Díaz Borrero

Darelia Díaz Borrero

Licenciada en Periodismo Darelia Díaz Borrero, egresada de la Universidad Oscar Lucero Moya, de Holguín, en el 2012. Trabajó como redactora reportera de prensa en la Agencia de Información Nacional (AIN) entre 2012 y 2015, cuando comienza a laborar en la televisora CNC, de la provincia de Granma. Sus trabajos han sido replicados en disímiles medios provinciales y nacionales de prensa. Actualmente colabora con el periódico Granma.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *