Protección a los vulnerables. Se inicia este Primero de Junio la Temporada Ciclónica

Comparte


Nada más frágil que la vida humana.

Nada más fuerte que el hombre, en su sentido genérico y en su voluntad de salir adelante.

Esa vulnerabilidad real ha sido la fuente impulsora del desarrollo, para prever, prevenir, anticiparse, buscar nuevos caminos hacia una sociedad más próspera y menos frágil.

Al triunfo de la Revolución en 1959 el país no contaba con estructuras que estuvieran directamente dirigidas a la protección de la sociedad y sus bienes.

Aunque se conocía a Cuba como una isla afectada por los huracanes, no existía ningún programa serio de aviso para reducir el impacto.

Vale recordar el Ciclón de Santa Cruz del Sur y el Flora el pasado siglo este último donde perdieron la vida casi DOS MIL personas y más de 11 mil viviendas resultaron totalmente destruidas.

También se perdieron extensas áreas de arroz, caña y café, quedaron intransitables carreteras y caminos, y las líneas telefónicas y eléctricas cayeron al suelo.

La Defensa Civil en Cuba había surgió el 31 de julio de 1962, nombrada como Defensa Popular. Desde ese instante, hasta nuestros días, todo el sistema de Defensa Civil ha ganado en perfeccionamiento y estructura, en mando y en dirección, y ha definido prioridades y proyecciones, donde la protección de la población ante situaciones de desastres y de guerra, ocupa el primero lugar.

En Granma, los peligro son numerosos y diversos.

Inundaciones, penetraciones del mar, intensas sequía, plagas en plantas y animales, epidemias en las personas, accidentes tecnológicos de todo tipo, y elevado peligro sísmico, lo cual mantiene a la Defensa Civil como sistema, en una demanda constante de información, urgencias, medidas, acciones, definición de estrategias y exigencias en cuando a presupuestos estatales y empresariales para hacer frente a tanto riesgo.

Más, los peligros podrían tener un equilibrio, si logramos aunar en la sociedad toda la voluntad existente, para reducir la vulnerabilidad cognoscitiva, que es la que más daño origina.

Para enfrentar estas problemáticas la Defensa Civil ha ganado en conocimientos y emplea diversas maneras para trabajar: Entre ellos están los Centros de Gestión para la Reducción del riesgo, con una proyección hacia la preparación de la población; la existencia de sistemas de alerta temprana, en la veterinaria, la hidrología, climatológicos, sismológicos, de higiene y epidemiología; así como los Estudios de Peligro Vulnerabilidad y Riesgo, que develan los peligros arquitectónicos, ambientales y tectónicos, que nos rodean.

Por tanto, ante el inicio de la temporada ciclónica se impone una actitud responsable de la población para conocer y acatar en cada momento las indicaciones de la Defensa Civil, con elevada comprensión de que las medidas que se adopten están dirigidas a preservar la vida humana, así como los bienes colectivos y personales.

Marisela Presa Sagué

Licenciada en Periodismo en la Universidad de Santiago de Cuba, Redactora Reportera de Prensa de CMKX Radio Bayamo, Cuba. Colaboradora habitual de CNC TV Granma. Residente en la ciudad de Bayamo, está interesada en la labor de las Redes Sociales y fue fundadora del Sitio Digital CMKX Radio Bayamo. Ha sido conductora y directora de programas informativos y entre sus temas predilectos están las ciencias, la política y los temas de gobierno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *