Mayor empresa arrocera fabricará todos sus bioproductos contra plagas

Comparte
Foto: Tomada de CMKX Radio Bayamo.

GRANMA.- Con la terminación a punto de una moderna planta para la obtención de medios biológicos eficientes en el control de plagas y enfermedades, la Empresa Agroindustrial de Granos Fernando Echenique, mayor entre las 12 cubanas dedicadas al cultivo de arroz, podrá autosatisfacer su demanda de bioproductos y ofrecer a terceros.

Comprometida entre las obras territoriales previstas para concluir en saludo al Día de la Rebeldía Nacional –cuya sede mereció la provincia oriental de Granma-, la ejecución civil de un Centro Reproductor de Entomófagos y Entomopatógenos propio de la entidad finalizará este mes, y tras la inmediata instalación tecnológica iniciará en julio la biofabricación, informó Edisnel González, director del «Echenique».

Varios objetivos de alto impacto, dijo, se lograrían con la puesta en funcionamiento de la línea: suplir con producciones propias las cantidades que antes se compraban a otros fabricantes del país y cubrir las necesidades requeridas para aplicar a la totalidad de las áreas atendidas por la empresa; con lo cual, agregó, podrá sustituirse parte de los químicos importados dedicados a este fin.

Sin embargo, destacó, el efecto principal de la disponibilidad suficiente de medios biológicos resulta en la reducción significativa de las cargas tóxicas generadas sobre el suelo y las aguas por la labranza del arroz -de las más agresivas al medio ambiente-, así como en la valorización de un alimento que emplearía menos químicos en su obtención.

La instalación en una primera etapa de cinco dispositivos autoclaves (imprescindibles en la esterilización de las materias primas usadas en el cultivo de los microorganismos controladores), equipos de laboratorio y otros componentes del flujo tecnológico, garantizarán la producción de 24 toneladas anuales de medios biológicos usados para combatir plagas como el picudito acuático, los nemátodos, varios lepidópteros, y enfermedades provocadas por ácaro-hongos.

Aunque el centro –el más grande y moderno de los ocho existentes en empresas del ramo arrocero- aportará lo suficiente para aplicar en la extensión total prevista por el programa de desarrollo hasta 2030 (25 000 hectáreas físicas y 31 000 con cosecha doble), las perspectivas de ampliación crearán capacidades adicionales para vender a entidades dedicadas a renglones como maíz, col, tomate y otros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *