Evo Morales exige al gobierno de facto en Bolivia liberar a rehenes

Comparte
📷 @evoespueblo

 

 

El expresidente de Bolivia Evo Morales (2006-2019) exigió hoy a las autoridades golpistas de su país la liberación de miembros de su gabinete presidencial y dirigentes sociales presos sin delito alguno.

“Cinco exministros y 2 exdirectores permanecen como rehenes del gobierno de facto en embajada de México; siguen detenidos exministro Romero, mi secretario Solíz, mi apoderada Hermosa, y dirigentes sociales, indígenas y militantes”, denunció.

“Exigimos #JusticiaYLibertad, no cometieron delito”, escribió en su cuenta en Twitter  el exdignatario desde Argentina donde solicitó refugio.
El sábado pasado, luego de entregar el salvoconducto al exministro de Minería César Navarro y al ex viceministro de Agricultura, Pedro Dorado, quienes estuvieron refugiados 82 días en la embajada de México en La Paz, la policía los detuvo en el aeropuerto de la ciudad de El Alto.

A pesar de contar con el permiso de salida del país, contar con supuestas garantías del gobierno de facto y el apoyo de una comisión de mediadores internacionales, el Ministerio de Gobierno los detuvo.

Ambos fueron liberados ese mismo día, luego de la denuncia en todas las instancias posibles para que les fueran respetados sus derechos.

Un día antes, el viernes, las autoridades usurpadoras detuvieron de forma ilegal y arbitraria a Patricia Hermosa, apoderada de Evo Morales quien tramitaría la inscripción del líder indígena para postularse como candidato a un puesto en la Asamblea Legislativa Plurinacional.

De acuerdo con otras denuncias, la Fiscalía emitió una orden de aprehensión contra Patricia Hermosa, tres horas después de que un coronel de la policía de apellido Rojas, la detuviera para confiscarle los documentos de Evo Morales.

Aunque finalmente Morales pudo inscribirse mediante otro abogado ante el Tribunal Supremo Electoral como candidato a senador por el departamento de Cochabamba, Hermosa sigue detenida en estado de gestación, algo que prohíben las leyes bolivianas.

De igual forma siguen presos sin causa demostrada el exministro de Gobierno Carlos Romero y el exsecretario de Evo Morales, Luis Hernán Soliz.

En tanto en la sede diplomática de México continúan refugiados y en espera de salvoconducto, los exministros de Presidencia y Gobierno, Juan Ramón Quintana y Hugo Moldiz, respectivamente, el extitular de Defensa, Javier Zavaleta, el exgobernador de Oruro Víctor Hugo Vásquez, y el exdirector de Gobierno Electrónico Nicolás Laguna.

De acuerdo con denuncias, la Convención de Ginebra sostiene que la apertura de una causa judicial posterior al día en que se concedió la calidad de asilado a una persona no causa efecto y no debería impedir que se le dé salvoconducto.

Por lo tanto, la negativa del gobierno de facto de entregar salvoconductos a los nueve asilados es violatoria del derecho internacional público y de manera particular de la citada Convención, señalan expertos en el tema.

Desde el golpe de Estado perpetrado el 10 de noviembre último, el gobierno de facto impulsó una persecución políticas a ministros y funcionarios del  gabinete de Evo Morales.
Las principales causas que usa como pretexto para las detenciones consideradas arbitrarias e ilegales son la corrupción, sedición y terrorismo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *