Diálogos con la oposición conducen en Venezuela a estabilidad política

Comparte
📷Archivo

 

 

 

Venezuela avanza hacia el logro de la estabilidad política mediante la Mesa de Diálogo Nacional entre el gobierno y sectores de la oposición, como muestra del respeto a los principios de soberanía y autodeterminación del país.

Desde que el 16 de septiembre de 2019 se realizara la firma de acuerdo e instalación del proceso de las conversaciones, ambas partes trabajan en el cumplimiento de los convenios suscritos, en busca del entendimiento de forma pacífica y democrática.

En tal sentido, la conformación de un nuevo Consejo Nacional Electoral (CNE) constituye uno de los principales puntos para solucionar las discrepancias, proceso que avanza aun en medio de las trabas impuestas por la extrema derecha.

De resolverse de forma consensuada, permitiría sentar las bases para que la Asamblea Nacional salga del desacato en que se encuentra desde 2016, por supuestas irregularidades en la elección de tres de sus integrantes.

Al respecto, la comisión preliminar del parlamento -encabezado ahora por Luis Parra, del partido Primero Justicia- trabaja en las deliberaciones, con el fin de definir el Comité de Postulaciones que designará a los miembros del nuevo CNE.

El diputado del Bloque de la Patria Julio Chávez calificó de cordial los encuentros entre la bancada revolucionaria y la oposición y manifestó recientemente que los debates continuarán por el bienestar de los venezolanos.

“Esta Mesa de Diálogo Nacional avanza en los seis acuerdos firmados hace menos de un año, en los cuales nos comprometimos a establecer la ruta para el cambio bajo los parámetros establecidos en nuestra Carta Magna”, expresó a su vez el vicepresidente de Comunicación, Cultura y Turismo, Jorge Rodríguez.

De acuerdo con el también jefe de la delegación gubernamental en la Mesa de Diálogo, las reuniones con los sectores de la derecha permiten dar ejemplos al mundo y muestran un profundo respeto a la determinación en la resolución de los conflictos entre los venezolanos.

CONVERSACIONES EN BUSCA DE LA PAZ NACIONAL

En un escenario marcado por situaciones de entreguismo político a Washington por parte de un sector de la oposición, el Ejecutivo bolivariano inició en mayo de 2019 un proceso de conversaciones en Oslo y luego en Barbados con mediación del Reino de Noruega, para avanzar en la concertación nacional.

No obstante, en agosto el presidente Nicolás Maduro descartaba la posibilidad de diálogo con las organizaciones de la extrema derecha que apelaron a intentos de magnicidio, conatos golpistas y llamados a la invasión militar extranjera para provocar un cambio de régimen por vías inconstitucionales.

Ante la disposición de discutir cualquier propuesta política en respeto a la Constitución, el mandatario nacional anunció a finales de agosto el reinicio de los diálogos con la oposición venezolana, luego de que el gobierno retomara contactos con Noruega.

Casi al finalizar el año, los dirigentes de los partidos opositores se reunieron con el jefe de Estado, como muestra de los esfuerzos por garantizar la soberanía del país frente a las pretensiones políticas de imponer la violencia.

El encuentro resultó propicio para instrumentar el intercambio de petróleo por medicinas y alimentos, para lo cual el Gobierno dispone de varios millones de barriles de crudo, además de la aprobación, por parte del jefe de Estado, de la exención de impuestos a diversos rubros importados.

Ante estos marcados avances en las conversaciones, Maduro afirmó que los partidos de oposición, incluido el del diputado opositor Juan Guaidó -extitular de la Asamblea Nacional- participarán en las elecciones parlamentarias de este 2020.

“Creo en el diálogo, porque creo en la convivencia, en el respeto y en la diversidad, como único camino hacia la paz”, aseveró el presidente.

LOGROS EN LA MESA DE DIÁLOGO CON LA DERECHA VENEZOLANA

A inicios de febrero de 2020, la vicepresidenta Delcy Rodríguez destacaba los logros en la Mesa de Diálogo Nacional, a propósito de la visita realizada a la nación bolivariana por el canciller de Rusia, Serguéi Lavrov.

Rodríguez puntualizó que en más de 300 ocasiones el presidente venezolano convocó de distintas maneras a un encuentro entre la oposición y el gobierno para que sea el diálogo el que establezca las normas, en función de la estabilidad política del país.

Manifestó además que con estos encuentros otros países del mundo aprecian de manera diferente el desarrollo de la vida política de Venezuela, a pesar de las constantes agresiones ejecutadas por el gobierno de Estados Unidos.

Por su parte, el dirigente del partido Avanzada Progresista, Henri Falcón, ratificó su rechazo, como representante de la oposición, a las medidas coercitivas implementadas por la administración estadounidense.

Indicó a su vez que el sector de la derecha extremista alienta una intervención militar en Venezuela, ante lo cual enfatizó en que la oposición democrática, representada en la Mesa de Diálogo Nacional, no puede acompañar esas peticiones de invasiones extranjeras armadas por razones de principios, de soberanía y de dignidad.

Mientras tanto, el jefe de la diplomacia rusa exhortó a las partes involucradas en el proceso de conversaciones a avanzar en las negociaciones, a la vez que cuestionó el rol de las organizaciones opositoras adversas a la iniciativa.

Luego del encuentro con Lavrov, Maduro se reunió con el exmandatario de España José Luis Rodríguez Zapatero, con quien acordó acciones a seguir, en función de dirimir en paz las diferentes pociones entre el gobierno y una oposición contraria a los intereses de la administración de Donald Trump.

El expresidente español manifestó su respaldo a la Mesa de Diálogo en Venezuela, durante su visita a Nueva York, Estados Unidos, en septiembre de 2019, para participar en los actos de la Alianza de Civilizaciones de la Organización de Naciones Unidas.

En esa oportunidad, expresó su confianza en que esta instancia, conformada para garantizar la paz en el país, sea escuchada y respetada por todo el mundo, mientras Estados Unidos recrudece sus políticas contra la nación sudamericana.  Por tal motivo, Maduro agradeció la firme disposición de Rodríguez Zapatero de abrir los caminos para las conversaciones y el entendimiento franco entre los distintos sectores de la nación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *